web
analytics
BLOG: Novedades
El lado oscuro de los cuentos de Charles Perrault

Escritor francés principalmente reconocido por haber dado forma literaria a cuentos clásicos infantiles como; Piel de asno, Pulgarcito, Barba azul, La Cenicienta, La Bella durmiente, Caperucita roja y El gato con botas.

Además de escribir cuentos más crueles que los que han trascendido, Perrault, fue de los primeros en incluir moralejas en sus historias.

La mayoría de los cuentos eran leyendas que habían sido transmitidas de forma oral desde varias generaciones atrás; lo que hizo Perrault fue convertirlas en literatura, en un proceso similar al que llevarían a cabo los hermanos Grimm dos siglos después.

Su primer cuento de hadas llegó finalmente en 1697 cuando Perrault tenía 70. Ese libro era “Historias o Cuentos de Tiempos Pasados”.

 

Aquí te compartimos la idea original de algunos cuentos del gran Charles Perrault:

 

1.- Nacimos creyendo que a “Caperucita roja” un cazador la salvó de ser devorada por el lobo, sin embargo, la versión escrita por Perrault, la pobre niña termina devorada por el lobo sin remedio.

 

2.- Su versión de “La cenicienta” es más oscura, mientras en la película de Walt Disney, la princesa se casa con el príncipe y las hermanastras son castigadas solo con la envidia; en el cuento escrito por el francés, estos personajes sufren el ataque por las palomas mágicas. Reciben tantas picaduras en los ojos, que se quedan ciegas.

3.- “La Bella Durmiente” era una hermosa joven que, al cumplir quince años, se pinchó el dedo e inmediatamente cayó en un profundo sueño. Al cabo de cien años, un joven y apuesto Príncipe se aventuró a penetrar en el castillo para ver a la Bella durmiente. Cuando llegó junto a ella, se postró de rodillas y, en ese momento, se deshizo el hechizo y la princesita se despertó. Se casaron y tuvieron dos hijos, una niña y un varón.

Pero la madre de este era de la raza de los ogros, quiso comerse a su nieta, la pequeña Aurora y también comerse al niño y a su madre, pero llegó el Rey repentinamente y la ogresa se arrojó ella misma a un lugar lleno de sapos, víboras, culebras y serpientes, donde todas sus maldades encontraron fin.

 

4.- “Pulgarcito” no se quedó con la riqueza del ogro sino sólo con las botas mágicas que éste utilizaba para perseguir a niños inocentes, y se puso al servicio del Rey, para servir de correo. Desempeñó este noble oficio durante un tiempo, hasta que volvió a su casa.

 

 

Redacción:Jonathan Navarro Tonix

No te puedes perder...

Leyenda: El mito de las 3:00 am ¿Te has despertado a esta hora?

La isla de las muñecas (Leyenda de la CDMX)

Árbol del vampiro: La misteriosa leyenda en Guadalajara

Semana exitosa con estas 15 frases